ESTÁ PASANDO
0

DENUNCIAMOS LAS ACTUACIONES DE RESPONSABLES MUNICIPALES CONTRARIAS AL INTERÉS GENERAL DE LA CIUDAD.

La decisión de la Junta de Gobierno Local de no recurrir sendas sentencias judiciales por la que se condena a la Corporación a la readmisión de una trabajadora contratada y al reconocimiento de la categoría del Gerente de Limdeco, además del pago de cerca de 60 mil euros en indemnizaciones constituyen dos ejemplos clamorosos de una gestión interesada para favorecer a dos personas concretas, creando un grave perjuicio a los intereses de la ciudad.

A pesar de poder haber recurrido, en ambos casos el gobierno local ha adoptado la alternativa más gravosa para las arcas municipales: incorporar a los trabajadores a la plantilla de forma indefinida y, además, indemnizarles con cerca de 60 mil euros en total.

Una actitud generosa, a juicio de Daniela Paqué, con dos personas concretas ­‑-con vínculos familiares o de amistad con determinados responsables políticos municipales—que supone su entrada por la puerta de atrás en la función pública, vulnerando de este modo el precepto constitucional que establece que el acceso a la función pública estará regulado por la Ley garantizando en todo caso los principios de mérito y capacidad.

Esta insólita generosidad contrasta con la ausencia de convocatorias de empleo público al Ayuntamiento de Motril en los últimos años, por lo que los ciudadanos y ciudadanas no han tenido oportunidad de incorporarse a la Administración, a pesar de que están registrados en la oficina del paro de Motril cerca de seis mil personas. Una situación claramente discriminatoria hacia estas personas.

La portavoz de IU ha exigido responsabilidades políticas y administrativas, en su caso, al Teniente de Alcalde y presidente del Consejo de Administración de Limdeco, Sánchez Cantalejo y a Antonio Escámez, Teniente de alcalde de Urbanismo, al considerarlos principales responsables de estas decisiones. Desde Izquierda Unida se considera que en ambos casos se han llevado a cabo actuaciones que han propiciado la resolución judicial en contra de los intereses municipales, bien por falta de diligencia, bien por dejadez o con una intencionalidad manifiesta lo que, en cualquier caso, resultaría sumamente grave.

En el caso de la nueva contratación de la extrabajadora municipal, se trata de una decisión insólita, ya que que nunca hasta ahora el Ayuntamiento de Motril había optado por la readmisión sino por la indemnización acordada, en casos como este.

En el caso del Gerente de Limdeco, se producen estas circunstancias al tiempo que desde la Intervención de Fondos del Ayuntamiento se ha dado trasladado a la Alcaldía de un Informe de Control Financiero de Nóminas de LIMDECO durante 2016 que señala numerosas irregularidades en la gestión de la empresa, destacando que la gestión de Limdeco no puede concebirse al margen del Ayuntamiento que la ha constituido y que, por lo tanto, no puede funcionar como si se tratara de una entidad privada cualquiera.

0

Izquierda Unida critica la financiación de la II Regata Costa Tropical por parte de la Mancomunidad

Izquierda Unida de la Costa de Granada ha denunciado participación de la Mancomunidad en la organización de diversos actos de carácter deportivo, como la Regata Costa Tropical, cuyo coste económico se desconoce al negarse la presidencia a facilitar dicha información.

Sin embargo, a pesar de incurrir en estos gastos, la empresa Aguas y Servicios, que tiene encomendada la gestión del ciclo integral del agua, sigue realizando todos los meses aproximadamente 200 cortes de suministro por impagos de recibos a familias sin recursos, obteniendo con ello importantes beneficios económicos.

El Defensor del Pueblo Andaluz comunicaba ayer que admitía a trámite la queja presentada por Izquierda Unida referente a la falta de respuesta por parte de la Mancomunidad a diferentes escritos presentados en los que se reclamaba información sobre diferentes actuaciones llevadas a cabo. La alta institución andaluza informaba de que iniciaba las actuaciones ante la Mancomunidad para que resolviera, sin más dilaciones, los escritos presentados.

Entre esos escritos sin responder se encuentra la solicitud de información de los costes que supuso la celebración de la I Regata Costa Tropical que contó con el patrocinio de la Mancomunidad.

La falta de transparencia de la Mancomunidad de Municipios está permitiendo la financiación de eventos de diversa índole con recursos públicos que proceden, fundamentalmente, del pago de los recibos de agua por parte de vecinos y vecinas y usuarios de la Comarca, sin que exista control alguno ni valoración sobre la conveniencia de dicha financiación, cuya principal contrapartida suele ser en términos de imagen para la institución y para su presidente.

Esta opacidad en las actuaciones de la Mancomunidad se aplica también a la contratación de diferentes servicios profesionales por parte de la Presidencia, como es el caso de la contratación del concejal del Ayuntamiento de Almuñécar Pablo Ruiz Díaz, para la prestación de un servicio de Coordinación institucional con un coste de 15.000 euros +IVA.

Esta discrecionalidad en el gasto con el dinero de los ciudadanos contrasta con la falta de control por parte del ente mancomunal de la empresa concesionaria Aguas y Servicios que obtiene importantes beneficios de su gestión, que engrosa con la realización sistemática de cortes de suministro por impago de recibos a familias sin recursos económicos y en riesgo de exclusión. Algo que parece no preocupar a los responsables de la Mancomunidad que dedican parte de esos beneficios a organizar diversos eventos y festejos de carácter propagandístico.

Izquierda Unida ha reclamado a la Presidencia de la Mancomunidad que informe con transparencia a los vecinos del coste que supondrá la participación en la organización de la II Regata Costa Tropical y que justifique ante la ciudadanía la conveniencia y oportunidad de destinar esa cantidad de recursos a este fin mientras que los vecinos padecen un caro y deficiente servicio por falta de eficacia de la empresa y a cientos de familias se les condena a vivir en situaciones extremas privándoles de un derecho básico como es el agua.

0

Reclamamos al Puerto de Motril una mayor implicación en la solución de los problemas de la ciudad

El Grupo Municipal de IU ha mantenido un encuentro con representantes de la Autoridad Portuaria de Motril para trasladar sus propuestas e iniciativas en relación con el desarrollo de la actividad del Puerto y conocer de primera mano la estrategia y proyectos que tiene previsto poner en marcha.

Motril, 12 de junio.-

Desde Izquierda Unida se ha trasladado a la Autoridad Portuaria diversas propuestas en relación con el desarrollo de la actividad del Puerto de Motril. En concreto, relacionados con su inquietud por su evidente desconexión con los barrios de El Varadero y Santa Adela, por la insuficiente participación de sus vecinos en los asuntos que les afectan y por el hecho de que, a pesar de ser los principales afectados por las consecuencias negativas de la actividad portuaria, los vecinos del barrio no se benefician especialmente en lo que tienen que ver con el empleo ni con la actividad económica.


Izquierda Unida defiende el desarrollo de un puerto abierto e integrado en la ciudad que favorezca la cohesión social. Así mismo, entiende que el Puerto que reclaman los ciudadanos es un puerto limpio, en el que se adopten medidas para minimizar los efectos negativos de la actividad de la dársena, como la contaminación acústica que provoca la entrada y salida de los ferrys y la contaminación atmosférica que provoca, entre otros factores, la acumulación de graneles en sus instalaciones.

En el mismo encuentro, ha presentado a los representantes del Puerto de Motril su propuesta para la construcción de un “paseo blando” en la playa de las Azucenas que llegue hasta Torrenueva, una propuesta que fue aprobada por unanimidad por la Corporación motrileña el mes de junio del año pasado pero que, sin embargo, no se ha llevado a cabo. En este sentido, desde Izquierda Unida se ha reclamado la implicación de la Autoridad Portuaria en este proyecto teniendo en cuenta las consecuencias negativas que la ampliación de sus instalaciones ha tenido y tiene sobre esta playa de Motril.

Los representantes de Izquierda Unida han trasladado a la Presidencia del Puerto sus demandas de mayor participación del tejido social y asociativo en sus decisiones, reclamando la creación de una Comisión Puerto-Ciudad que permita la amplia participación de la sociedad civil en estos asuntos.

Es innegable que el Puerto de Motril se ha configurado a lo largo de estos últimos diez años como motor de desarrollo económico de la provincia de Granada. Sin embargo, ese potencial no está teniendo las consecuencias deseables en términos de creación de empleo, adecuada integración con el entorno en el que desarrolla su actividad o en cuanto a fomento de la cohesión social.

Por ello, desde Izquierda Unida se considera que las actuaciones de la Autoridad Portuaria deberían estar orientadas a corregir esta situación.

NOTICIAS DESTACADAS
A %d blogueros les gusta esto: