Las trabajadoras y trabajadores del sector hortofrutícola denuncian la precariedad de sus condiciones de trabajo