Izquierda Unida cuestiona la dedicación parcial de la Teniente de Alcalde María Ángeles Escámez.

Daniela Paqué ha manifestado ante el Pleno municipal que esta situación es cuando menos anómala, ya que la Teniente de alcalde gestiona cuatro de las áreas más importantes del gobierno local motrileño: Personal y Régimen Interior, Formación y Empleo, Seguridad Ciudadana y Movilidad. La portavoz de IU ha reclamando a la alcaldesa, Flor Almón, una explicación plausible que justifique esta circunstancia ante los ciudadanos.
La tercera Teniente de Alcalde, María Ángeles Escámez, tiene asignada una dedicación parcial de 32 horas para el desarrollo de las funciones que tiene encomendadas, pese a ser la concejala del equipo de gobierno que más competencias delegadas asume. Escámez es la única de los cuatro tenientes de alcalde que no tiene dedicación exclusiva.
A pesar de ello, la Sra. Escámez percibe una remuneración de 40 mil euros anuales, el salario más elevado del equipo de gobierno tras el de la alcaldesa y superior a la de otros dos Tenientes de alcalde cuya dedicación es exclusiva, que perciben 36 mil euros anuales.
La dedicación parcial supone la posible compatibilidad del desempeño del cargo público con el ejercicio de una actividad profesional de carácter privado.
Durante el desarrollo del Pleno, la Sra. Escámez se ha negado a facilitar la explicación solicitada por la portavoz de Izquierda Unida, arguyendo que el equipo de gobierno hace lo que quiere con la dedicación de sus cargos.
El Pleno municipal ha aprobado en la sesión celebrada hoy la modificación de las asignaciones a cargos públicos, reconociendo la dedicación exclusiva (37,5 horas) al concejal de deportes, sin que ello suponga la modificación de su retribución (32 mil euros).